Cine-TV

Negan: Pros y contras del antihéroe definitivo.

Se dice en el mundo audiovisual y literario que cuando una obra, generalmente de aventuras, un epopeya, o cualquier ficción en la que un héroe luche contra su némesis, dicha obra será tan buena como lo es su villano. Pues bien, he aquí Negan.

La séptima temporada de TheWalkingDead ha sido la que probablemente haya generado más expectación y la que, como era previsible por eso mismo, ha provocado las mayores controversias, críticas y discusiones.

Entra el villano.

La historia llegaba a un punto crítico, la llegada del mayor villano, el más esperado y el más fascinante, los productores y guionistas lo sabían así que quisieron sacar el mayor provecho sin darse cuenta de que transitaban un terreno más pantanoso delo que suponían. Por un lado la mayoría de espectadores de la serie llevaba mucho tiempo observando la sombra de Negan, sabiendo de su existencia pero desconociendo quién era realmente, qué hacía, qué esperar de él. No puedo decir en qué capítulo se le comienza a nombrar, cuándo el grupo protagonista de la serie oye hablar de él a través de amenazas por parte de alguno de sus lacayos conlos que se topaban por accidente, pero hace muchos, muchísimos capítulos de aquello. El espectador lo espera fascinado y le teme. Por otro lado los lectores del cómic, una minoría muy pequeña en realidad pero que hace mucho ruido en las redes sociales, conocía a la perfección al personaje y deseaban poder disfrutarlo en la serie y criticarlo en internet. Así se llegó al final de la sexta temporada, con una presentación sublime, majestuosa y terrorífica de Negan, el líder de Los Salvadores.

Remontémonos a aquel momento: tras lo que parecía una victoria ante el grupo de Negan, los protagonistas se encuentran con que, intentando huir de un lugar no tan seguro como pensaban, se encuentran detenidos por todo un ejército, arrodillados en la noche ante un Negan que sale solo y sonriente de un autobús con un bate en la mano coronado por cable de espinos y con una sentencia de muerte para uno de los principales personajes pero sin saber para quién en concreto. Así durante muchos meses. Ahora sé qué sintieron los seguidores de La guerras de las galaxias cuando al final de El imperio contraataca Han Solo queda congelado y un LukeSkywalker manco descubre que DarthVader es su padre. Ellos tuvieron que esperar a que produjeran el final de la trilogía para un desenlace que solventara lo que había sido un final en lo más alto. Aquí, del mismo modo, el final no podía quedar más arriba y más tenso, así que se aprovechó y realizaron una obra maestra para comenzar la séptima temporada.

Las comparativas entre la serie y el cómic están sacadas de thewalkingdead.com

Me atrevo a sentenciar que el primer capítulo de la reciente temporada de TheWalkingDead, el titulado ‘Thedaywill come youwont be”, es el mejor de toda la serie. ¿Qué nos ofrece? El primer enfrentamiento entre Rick y Negan, su primer cara a cara en una absoluta desigualdad de condiciones, y esto es lo mejor, que cada uno ha llegado a ese momento lo mejor que ha podido y el villano está muchos escalones por encima. El héroe debe proteger a su grupo, sin embargo tiene que someterse al villano porque éste se lo exige, pero sus principios no le permiten hacerlo de veras. El villano, como no podía ser de otra manera, sabe leer lo que el héroe piensa así que todo el capítulo es una tortura psicológica aliñada con la violencia física más explícita y visceral para quebrantar la voluntad de su enemigo y doblegarlo. Así de brevemente se puede resumir el capítulo, pero es que no hace falta más para crear una obra maestra: unos buenos personajes, una situación tensa, un buen manejo del tiempo, alguna sorpresa, un desenlace satisfactorio para la historia –no necesariamente para los protagonistas- y ni un segundo de respiro. Además, y esto es algo que ha llamado mucho la atención, éste capitulo tiene escenas enteras para las que el cómic es un storyboard que se sigue al pie de la letra. En este aspecto los fans más acérrimos del cómic no tendrán de qué quejarse (aunque lo hacen).

Negan televisivo vs. Negan en las viñetas.

La representación calcada de la novela gráfica tanto en sus diálogos como en las imágenes es una constante a lo largo de la temporada. Ya en ese primer capítulo la elección del que cumplirá la sentencia de muerte por medio del “pito, pito gorgorito… (eeneymeeneymineymoe)” se realiza de una manera idéntica. Desde la composición del plano, los gestos, los movimientos y los diálogos, todo se calca lo que resulta un gran acierto. Evidentemente y sin destripar demasiadas cosas más, hay muchas cosas de guión que son diferentes ya que la historia de la pantalla y la del papel han tomado caminos divergentes desde hace mucho tiempo y, aunque en momentos como éste se encuentren, hay sucesos irreconciliables e incompatibles.

Los momentos en los que más fiel ha seguido la serie al cómic son aquellos protagonizados o en los que se mueve el antihéroe, como el episodio en el que Carl irrumpe en el fuerte de Los Salvadores colándose en un camión y se enfrenta de manera suicida a ellos con un Ak-47.

En ese episodio titulado “Sing me a song”, Negan guía a Carl por su reino mostrándole su modo de vida, sus privilegios y sus características. Conocemos los puntos más oscuros como los castigos por medio del quemado de la cara con la plancha o el grupo de mujeres utilizado como proveedoras de sexo.

El clímax del capítulo y uno de los momentos más clavados a los dibujos es el final, cuando Negan obliga a Carl a mostrarle la cavidad de su ojo perdido y le obliga a cantar una canción mientras él, como el maníaco que es, se pone a golpear el aire con su querido y espinado bate, Lucille, imitando una ficticia pela. En ese momento y sin violencia física, tan sólo psicológica, Negan somete al hijo igual que hizo con el padre.

¿Quién es Negan?

Negan es el antihéroe perfecto. Tiene su propio código moral aunque un poco retorcido tal y como dice el actor que lo interpreta, Jeffrey Dean Morgan. Es muy carismático, tiene un look de tipo duro a la par que sexy (en la serie) y molón. No conocemos su historia pero sí sabemos que en una distopía post-apocalíptica se las ha ingeniado para estar por encima de cualquier persona que pueda cruzarse con él. No tiene escrúpulos, en un mundo en el que impera la ley del más fuerte él ha entendido las nuevas reglas y se ha adaptado mejor que nadie sometiendo físicamente cuando es necesario, aunque hacerlo psicológicamente es su manera favorita. Es un personaje inteligente que realmente no se cree un mal tipo, pretende ser justo aunque a veces eso pueda resultar cruel, y se basa en una organización jerárquica basada en la cualificación de las personas para los roles que desempeñen y en la meritocracia. En el fondo, por duro que parezca, ante las condiciones que se encuentra es el estadista perfecto. Entiende la autarquía como el modelo de gobierno necesario dadas las circunstancias y fomenta la competitividad y la cooperación como modelo de desarrollo. Es cierto que no se caracteriza por sus buenos modos y que abusa en cuanto a lo que debe aportar cada grupo relacionado con Los Salvadores, es más, podría decirse que su liderazgo es una mezcla entre el antiguo sistema feudal y la mafia: Yo soy dueño de todo. Todo lugar, objeto, animal, granja o persona me pertenece. Realiza tu trabajo y págame la mitad de lo que tienes y te protegeré de cualquier otro peligro, no me pagues y afronta las consecuencias.

Todo lo que tiene Negan de fascinante es la contraposición del aburrimiento que empezaba a destilar el héroe. Rick ha ido bamboleándose, con continuos dilemas éticos que le han llevado de un pensamiento a otro, de una moralidad a otra. Se ha creído el más duro, el mentor, el líder, también ha renegado de todo ello para volver a pensarlo de nuevo. Lo que siempre hacía Rick es no imponer, sino intentar establecer justicia y buscar hacer siempre lo correcto, el bien. En el fondo, si lo recapacitamos,Negan ha sabido adaptarse mejor y estaría por encima en la cadena evolutiva. A Rick le ha pasado más o menos lo que le pasó en su día a otro personaje parecido como lo fue Jack en “Perdidos”. Al principio gustaba y caía bien a todo elmundo pero acabó cansando con su “buenismo” porque un personaje así tiene un recorrido limitado en un nivel interior, así que termina repitiéndose y aburriendo como le sucede a Rick.

Otro de los efectos que ha causado Negan y que lo caracterizan tan bien como antihéroe es que no deja a nadie indiferente, lleva a la gente al extremo, o se le adora o se le odia a muerte. El mayor villano que habíamos visto hasta el momento era El Governador, un personaje interesante, duro, difícil pero con un fondo limitado y al que todo el mundo odiaba. No causaba fascinación. Lo que Negan ha conseguido es que por una vez, muchos seguidores de la serie entre los que me incluyo, no queramos lo mejor para los principales protagonistas sino que nos ponemos del lado de un ser tan cruel como Negan.

La elección del actor.

Uno de los puntos de la controversia ha sido el actor seleccionado para dar vida a Negan. Es cierto que no se parece al dibujo, pero casi ningún personaje lo hace. De hecho para hacerlo más parecido le han quitado la barba que lucía en su primera escena y que tan bien le quedaba, pero ni aun así se apaciguaron las aguas. Defensores y detractores se enfrentaban en las redes sociales lo cual, para mi gusto, no hace más que realzar la grandeza del actor y el personaje.

Jeffrey Dean Morgan es a mi parecer una elección perfecta. Su manera de hablar, su tono irónico, divertido y amenazador al mismo tiempo describe por sí solo la esencia del personaje. Sus gestos chulescos, su sonrisa sardónica y su mirada seductora a la par que temible cierran el círculo y completan la interpretación idónea. No olvidemos que este actor ya interpretó a un antihéroe a la perfección, era El Comediante en Watchmen y ahí ya lo bordaba. Posteriormente lo hemos visto como galán seductor y peligroso en ThegoodWife. Ha habido también pareceres a favor y en contra de su atractivo. Esto es algo que se ha usado más comúnmente con mujeres mientras que los hombres no se han visto tan sometidos a la esclavitud de la apariencia. A mí no me parece mal que, mientras interpreten bien sus papeles, los actores sean atractivos, ha sido una estrategia de fidelización de la audiencia muy antigua y ya se ha usado con personajes de la serie como Daryl, quien estaba pensado que hubiera muerto pero al que el carisma y atractivo han salvado de la muerte preparada por los guionistas.

Hubo otros actores candidatos a interpretar el papel de Negan:

En primer lugar John Hamm, mundialmente conocido por su papel de Don Draper en MadMen era uno de los favoritos y además él miso estaba muy interesado en el papel. Yo creo que también hubiera sido una gran opción pero finalmente fue descartado.

Otra opción clara fue la de Henry Rollins. De hecho Charlie Adlard, dibujante de los cómics, se basó en él para el personaje. El actor y músico estaba encantado con la idea de interpretar a un personaje tan duro y macarra. A pesar de todo esta opción ya no me seduce tanto.

Timothy Olifant, protagonista de la insufrible Justified, fue otra de las ideas. Éste sí que no pegaba ni con cola por muy guapo que sea.

MattDillon, a quien hace poco vimos en Wayward Pines hubiera sido otra magnífica opción. Es un gran actor muy versátil y creo que su interpretación hubiera sido más oscura y aterradora.

Por último también se postulaba GarretDillahunt, quien hizo la prueba y campaña en redes sociales para conseguir el papel pero en efecto, pensaréis lo mismo que yo. ¿Quién es este tipo?

El descenso de la audiencia.

La primera parte de la temporada, la que supuso básicamente la presentación de Negan ha tenido un recibimiento desigual. Muchos creen que ha habido altibajos, lo cual me sorprende que se critique ahora cuando la serie entera ha estado plagada de ellos, llegando a haber temporadas completas como la segunda que eran soporíferas. Si uno repasa ahora, a posteriori, los capítulos emitidos, se da cuenta de que para nada ha sido una mala primera mitad de temporada y que el personaje de Negan es fascinante.

Lo que es innegable porque los datos son los datos es el descenso en la audiencia que muchos achacan a este villano para algunos no tan excepcional. Ha habido opiniones para todo. Yo creo sin embargo que hay otros factores que explican los bajos índices de audiencia.

Para empezar toda serie llega sufre momentos mejores y peores en su seguimiento de manera cíclica y sin causas concretas. Se sabe que las segundas temporadas siempre tienen mucha menos audiencia aunque después vuelvan a subir, es un hecho comprobado y conocido. También creo que el efecto zombi, aquel boom que hubo llega un momento que satura y no provoca tanta pasión.

Otro factor para mí decisivo es el desgaste muy claro del principal protagonista, Rick. Ya he dicho que no da más de sí, ha dado todos los giros posibles y la gente se cansa de él, empieza a caer mal a muchos y satura aunque resulta un personaje imprescindible y ahí está el problema. Tampoco voy a negar la mayor y acepto que el propio Negan es una causa más del bajón de seguidores. Su llegada ha dado lugar a un tratamiento todavía más desagradable, gore, y muestra del más puro horror en todas sus caras,cosa que no aguanta todo el mundo. El primer capítulo fue tan letal y desagradable que comprendo que mucha gente decidiera no poder seguir viendo aquello. Al mismo tiempo ya he comentado que es un personaje al que si no se le adora se le odia a muerte. El odio que genera es absoluto, así que es otra filtración por la cual se van perdiendo espectadores.

¿Se puede culpar a Negan de la baja audiencia?En gran parte sí, pero no porque sea un personaje pobre o mal elaborado como han señalado varios medios mal documentados, sino que, en la opinión subjetiva de un servidor, es la grandeza de este antihéroe que no es digerible por todo el mundo lo que puede provocar rechazo.

La segunda parte de la séptima temporada comenzará a emitirse el próximo doce de febrero en Estados Unidos y se emitirá de manera simultanea en España en versión original subtitulada en el canal AMC, y al día siguiente se procederá a la emisión ya doblada. AMC se emite en nuestro país a través de la plataforma Movistar+.

Bola extra.

En Batman vs. Superman podemos ver a Negan y a Maggie, probablemente el personaje que más ganas tenga de matarle, como padres de Bruce Wayne. Uno de esos guiños locos audiovisuales.

Share:

5 comments

  1. Álvaro 9 Febrero, 2017 at 21:34 Responder

    Me ha gustado mucho el artículo. Sigo los comics desde antes que la serie y creo que la adaptación es magistral, tanto en lo que se parece como en lo que se despega del original.
    John Hamm habría sido increible, pero coincidobem que JD Morgan lo clava.
    ¡Muy acertado!

  2. Lando 9 Febrero, 2017 at 22:21 Responder

    Jostias, me ha encantado el artículo. Y eso sin haber visto casi la serie…
    Me flipa cuando los actores consiguen que su personaje no muera por su carisma o por el carisma de su relación con otro personaje, a pesar de que su muerte estaba escrita en guión.
    ¡garret dilajunt es el padre de “reisin joupe”, serie mu divertida!

  3. Luke 10 Febrero, 2017 at 16:07 Responder

    La serie me estaba aburriendo ya un poco y el personaje de Negan a vuelto a reengancharme! Es un personaje que me provoca terror y Jeffrey Dean Morgan es uno de mis actores favoritos, que sin duda, a bordado el papel. Totalmente de acuerdo contigo Eduardo!

  4. Víctor 21 Febrero, 2017 at 01:05 Responder

    Fantástico artículo. Negan es el antihéroe perfecto que para mi ha revivido una serie que decaía a la velocidad de la luz, y solo puedo darle las gracias a Jeffrey por representarlo de una forma tan soberbia.

    Solo discrepo en una cosa, ya que amo y odio al personaje al mismo tiempo. 😂

Escribe un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con asterisco